Dióxido de carbono

Aturdimiento en atmósfera controlada en el sector de la carne y las aves de corral

Las mezclas de gases se utilizan para el aturdimiento, que forma parte del proceso de sacrificio de las aves de corral. Algunos de los gases que pueden emplearse son el nitrógeno, el argón, el oxígeno y el dióxido de carbono, y la mezcla específica de componentes dependerá de la normativa de cada país. Si desea obtener más información acerca de la mezcla correcta de gases para su región, póngase en contacto con uno de nuestros especialistas.

Otras aplicaciones

Información de contacto

Nombre del productoDescripción/ventajasDescargas

Dióxido de carbono

El dióxido de carbono (CO2) es un gas licuado ligeramente ácido, no inflamable, inodoro e incoloro. El CO2 pesa más que el aire y es soluble en agua.
 
El CO2 se produce de manera industrial mediante fuentes de CO2 obtenido por procesos de la industria petroquímica, o mediante la combustión de gas natural en procesos de cogeneración. Se suministra bajo presión en botellas de acero y se mantiene como líquido criogénico en recipientes térmicamente aislados.

El uso del dióxido de carbono está además muy extendido en una amplia variedad de sectores, como, por ejemplo:

  • Alimentos: bebidas carbonatadas. Gasificación de bebidas. Envasado, refrigeración y congelación.
  • Desbarbado y molienda.
  • Neutralización.
  • Aplicaciones en procesado de metales.
  • Catering.
  • Medicina: mezclas metabólicas.
  • Plásticos celulares: extracción de fluidos supercríticos.

Nuestros expertos haciendo uso del conocimiento que poseen de su sector y sus aplicaciones le pueden ofrecer un suministro de dióxido de carbono y una solución tecnológica que se adapten a sus necesidades.

El dióxido de carbono (CO2) es un gas licuado ligeramente ácido, no inflamable, inodoro e incoloro. El CO2 pesa más que el aire y es soluble en agua.
 
El CO2 se produce de manera industrial mediante fuentes de CO2 obtenido por procesos de la industria petroquímica, o mediante la combustión de gas natural en procesos de cogeneración. Se suministra bajo presión en botellas de acero y se mantiene como líquido criogénico en recipientes térmicamente aislados.

El uso del dióxido de carbono está además muy extendido en una amplia variedad de sectores, como, por ejemplo:

  • Alimentos: bebidas carbonatadas. Gasificación de bebidas. Envasado, refrigeración y congelación.
  • Desbarbado y molienda.
  • Neutralización.
  • Aplicaciones en procesado de metales.
  • Catering.
  • Medicina: mezclas metabólicas.
  • Plásticos celulares: extracción de fluidos supercríticos.

Nuestros expertos haciendo uso del conocimiento que poseen de su sector y sus aplicaciones le pueden ofrecer un suministro de dióxido de carbono y una solución tecnológica que se adapten a sus necesidades.

X

Esta página utiliza cookies para almacenar información en su ordenador. Algunas son esenciales para el funcionamiento de nuestra página web; otras nos ayudan a entender mejor a nuestros usuarios. Con la mera navegación por esta web, usted acepta la instalación de estas cookies. Lea nuestro Aviso Legal para más información.

>Cerrar