Animated loader dots14ComingSoonAnimated loader dots
Inside furnace

Oxígeno

Un gas esencial para la industria del vidrio

Las soluciones técnicas de Carburos Metálicos pueden ayudarte a optimizar tu producción

Fusión de oxicombustible

Los hornos de vidrio con oxicombustible proporcionan los medios más flexibles y eficientes para fundir vidrio en operaciones de producción de gran tonelaje. Los beneficios conseguidos dependen en gran medida de la selección del quemador. Las ventajas operativas proporcionadas por el oxígeno se pueden maximizar con una conversión completa: mayor producción, menor consumo de combustible, menos emisiones y costes de mantenimiento, mejor calidad del vidrio y mayor vida útil del horno.

Ventajas del oxicombustible

La tecnología con oxicombustible es flexible, eficiente y rentable que puede ayudar a mejorar el rendimiento del horno mediante la adición de quemadores de oxicombustible que potencien el funcionamiento de un horno de aire-combustible. El refuerzo con oxicombustible, con una mínima inversión, puede lograr: mayor producción, menor consumo de combustible, menos emisiones y costes de mantenimiento, mejor calidad del vidrio y mayor duración de la vida útil del horno.

Enriquecimiento con oxígeno

La tecnología de enriquecimiento con oxígeno es una tecnología simple y económica que puede ayudar a mejorar el rendimiento de los hornos mediante la sustitución del aire de la combustión por oxígeno. El oxígeno se mezcla previamente con el caudal general de aire de combustión y mejora de manera uniforme todo el proceso de combustión. El enriquecimiento con oxígeno supone una inversión mínima y puede ayudar a lograr los siguientes beneficios: aumento de la producción, reducción del consumo de combustible, disminución de las emisiones y prolongación de la vida útil del horno.

Lanza de oxígeno

La lanza de oxígeno es un sistema flexible y económico que puede ayudar a mejorar el rendimiento de los hornos mediante el uso del oxígeno en sustitución del aire de combustión, particularmente donde más se necesita para mejorar el funcionamiento del horno. La lanza de oxígeno, con una mínima inversión de capital puede conseguir una mayor producción, vidrio de más calidad, menor consumo de combustible, menos emisiones, reducción de costes por mantenimiento y mayor duración del horno.